| Follow Us: Facebook Twitter Youtube RSS Feed

Southeast Community - Español

Features

Del hip-hop al Islam a la venta de esencias: Como un emprendedor de Madison Square inicio su negocio

Ayuda editorial provista por Andres Abreú, Editor del Vocero Hispano
Traducción al español gracias a Nelly Jordán de Flores.

To read this article in English click here
Smell Goods

Faheem Nichols

Después de haberse convertido al Islam, Faheem Nichols inició vendiendo aceites y fragancias desde una mini-van estacionada en la esquina de la Eastern y Sherman. Ahora, 20 años después, el negocio de Nichols se ha transformado en la venta número uno de aceites y esencias de West Michigan.

 
Las paredes están revestidas de color durazno y negro en Smell Goods Café, colores escogidos después de escuchar la canción "U got the look" ("Tienes la apariencia") de Prince y Sheena Easton. Hay también allí cientos de botellas de cristal coloridas y llenas de fragancias de todo el mundo.
 
Cada fragancia con una base de aceite ha sido cuidadosamente escogida por Faheem Nichols, quien tiene como lema en su negocio “Si hueles bien, te sientes bien”. Nichols marcó la idea de su negocio por su conversión al islam, una conversión nada menos que extraordinaria. Mientras se encontraba en una comunidad de viviendas en Saginaw, Michigan, Nichols escuchó el nombre de Dios, “Alá,” dicho por su amigo Grant Perkins, quien resultó ser cantante de estilo libre en algunas de las letras de sus propias canciones de hip-hop.
 
“Al momento que escuché la palabra “Alá," yo sabía que Dios había quitado el velo de mi corazón y yo entendí. Así que se dio el hip-hop y me guio hacia el islam, y el islam me guio a los aceites”, dijo Nichols, recordando cómo llegó a ser el dueño de Smell Goods Café, el primer café de aceites y fragancias en el Oeste de Michigan.
 
Nichols, reside justo a la vuelta de la esquina de su tienda, ubicada en el 1155 de la Avenida Madison; comparte que primero empezó vendiendo aceites y fragancias después de su viaje a la India hace 20 años. Cuando regresó a los Estados Unidos en una tarde de un verano caluroso en 1977, Nichols estaba caminando en su vecindario en Madison Square cuando un amigo se le acercó y le preguntó “¿Qué es ese olor que llevas?”, y le dije que había traído esos aceites de la India, y él quería comprarme uno,” explica Nichols.
 
Esa interacción se convirtió en un trato y Nichols terminó vendiéndole a su amigo uno de sus frascos por $10. Para el final de ese día, Nichols había hecho $100.00 dólares después de haber vendido 10 botellas. Como un hombre de fe, Nichols quería buscar la guía de Alá, así que tomó su dinero y se fue a orar a la mezquita de su localidad en la calle Burton, El Centro Islámico. Allí se encontró con un amigo que recientemente había llegado de Chicago a Grand Rapids y que se dirigía a Detroit. Nichols le dio a su amigo $100.00 dólares para que le comprara más aceites.
El éxito para Nichols no fue inmediato; cuando empezó este emprendedor, vendía sus aceites y fragancias en una pequeña tienda en la esquina de la Avenida Eastern y la calle Sherman.
 Nichols enfrente de su tienda, Smell Goods Cafe


“Yo estaba allí, cinco días a la semana y vendía en el vecindario aceites, incienso, manteca de Karité (shea butter) y jabón negro.” agregó.
 
Al mismo tiempo, Nichols trabajaba proveyendo cuidados en el Centro de Detención Juvenil en el Condado de Kent y empezó vendiendo sus aceites a sus compañeros de trabajo, y consideraba su negocio como un negocio lateral. Después de un tiempo, este negocio le permitió ahorrar suficiente dinero para abrir su propio restaurante, Abba's Fish and Grill, en el 1324 de la Calle Burton. En el restaurante, Nichols podría continuar vendiendo sus aceites, pero el negocio se enfocaba más en la comida.
 
“Yo nunca paré de vender aceites e incienso, no importaba el trabajo que realizara.” Dijo Nichols.
 
Después de unos pocos meses de abierto, Nichols se vio obligado a cerrar Abba's Fish and Grill y no podía sostenerse económicamente. 
 
“Así que dejé de hacer ese trabajo y fui a la mezquita y le pedí ayuda a Alá. Le pedí que me guiara en mi próxima actividad,” agregó Nichols.
 
Esta oración dirigió a Nichols para establecer su tienda en las afueras de Oj's Beauty Enterprises, cerca de Duthler's Family Foods en la Avenida Madison, desde donde él vendería sus aceites. Y como Nichols había estado vendiendo sus aceites por muchos años, sus clientes lo siguieron de Eastern y Sherman a la esquina de Hall y Madison. Y fue al otro lado de Oj's Beauty Salon donde Nichols conocería a Charlie Park, el propietario del salón y de quien aprendería lo que significa tener su propio negocio.
 
“Cada tarde me sentaría con Charlie mientras fumaba su cigarrillo, y le haría preguntas acerca de su negocio y él empezó a enseñarme,” dijo Nichols.
 
En 2012, 5 años más tarde, después de incontables horas de recibir conocimientos de Charlie, Nichols estaba listo para rentar un local y abrir su propia tienda.
 Los esencias en los estantes de la tienda de Nichols
“Dave Allen, el propietario del edificio, tomó el riesgo conmigo y empezó rentándome el local por $400.,” menciona Nichols. En otras palabras, Allen, quien es también Comisionado del distrito 3 de Grand Rapids, hizo un trato con Nichols para subirle lentamente la renta del mercado dependiendo del éxito del negocio.  Esto fue hace cinco años y el negocio de Nichols ahora cuenta con más de 1,000 diferentes fragancias y con un café donde los clientes pueden crear sus propias fragancias. Al buscar información en el banco de datos de clientes de las tiendas en iPad, se puede echar un vistazo a los cientos de aromas hechos para los clientes de Nichols. Cada fragancia es exclusiva para cada quien que lo inventa y no se le vende a nadie más. Cada cliente que viene tiene la oportunidad de probar cada fragancia y crear la suya propia.
 
Nichols espera que el éxito de su negocio sea una esperanza para otros que tienen sueños empresariales parecidos al suyo.
 
“Me gustaría ver más pequeños negocios abiertos y gente que tiene la oportunidad de aprender cómo emprender bien un negocio,” comenta Nichols.
 
El propietario del negocio comparte sus sentimientos de incertidumbre cuando habla acerca de las necesidades de su comunidad, diciendo: “Yo quiero que mi comunidad sea capaz de transmitir algo valioso a las futuras generaciones, pero rentar o ser dueños de una casa no es una opción para todos aquí.
 
Hay 310 diferentes negocios en los límites de la calle Wealthy, Cottage Grove, US131 y Madison Square de acuerdo al informe obtenido del Centro de Filantropía Dorothy A. Johnson (Dorothy A. Johnson Center for Philantropy). Además, dentro de estos límites el 51,7 por ciento de las viviendas están ocupadas y a Nichols le preocupa que muchos residentes estén teniendo dificultades para pagar sus rentas.
 
“Muchos de mis clientes que vivían en esta área se han mudado a Kentwood,” dice.
 
A medida que Smell Goods Café crece, Nichols espera finalmente poder comprar su local y tener la posibilidad de expandir su negocio a Kentwood y Wyoming. Hasta ahora, él pasa sus días ayudando a los que llegan a su tienda a oler bien y sentirse bien.
 
Smell Good's Café está abierto de Lunes a Viernes de 10 am a 7Pm, Sábados de 10am a 5pm.
La tienda se cierra los viernes de 1:30pm a 2:30pm para la oración Jummah. La tienda se ubica en 1155 Madison Aenue SE, Grand Rapids, Michigan.

On The Ground GR
 
Son unas series enfocadas a informar sobre el rápido crecimiento comunitario.  Estas series resaltarán y celebrarán a las comunidades ubicadas entre Southeast y Wealthy Street, Cottage Grove 131 y Madison Square.
 
En los siguientes meses, los reporteros de On The Ground GR, estarán tocando a su puerta para conocer a los vecinos y miembros de la comunidad. Nuestro deseo es profundizar más en temas que les interesan a los residentes de estas comunidades.  Ya sea para celebrar la diversidad, así como fortalecer esta área.  Estaremos en las calles escuchando todos sus comentarios, opiniones y aportaciones, y no sólo eso, queremos reconocer la unidad de la comunidad, el espíritu de positivismo y su vitalidad.
 
Usted nos puede encontrar On The Groud GR´s work vía twitter (#OnTheGroundGR @rapidgrowthmedia), Facebook e Instagram.   Para comunicarse con la editora de  On The Ground GR, Michelle Jokisch Polo, (lea acerca de Michelle aqui), usted puede enviar un email a michellejokisch@gmail.com y seguir en Facebook e Instagram
 
On The Groud GR es auspiciada por W.K. Kellogg Foundation, una organización trabajando para garantizar la habitabilidad de todos los niños.
 
Fotografía por Dreams by Bella.
Signup for Email Alerts
Signup for Email Alerts